COSMÉTICA NATURAL PREMIUM

Colágeno y ácido hialurónico. APIDERMIS COSMÉTICA NATURAL.

Con el paso de los años, y especialmente a partir de las edades que rondan los 40, el tiempo comienza a dejar evidencias de desgaste a su paso. Una de las más claras es el efecto que los años empiezan a tener en la piel. 

Durante la juventud, las pieles sanas, tersas, brillantes y elásticas pero firmes son características. Sin embargo, el sol, la contaminación, el estrés, los hábitos perjudiciales y la genética en sí acaban por causar sus efectos. Es entonces cuando las arrugas, las patas de gallo y las marcas de expresión hacen su aparición.

Por mucho que nos pese, lo más práctico es aceptarlo y empezar a adoptar hábitos saludables lo antes posible, para mantenerla en buen estado. Debemos ayudar a nuestro cuerpo a mantener unos niveles normales en la medida de lo posible.

Para ello, todos conocemos ciertas costumbres que debemos evitar, pero también sabemos que, posiblemente, no serán suficiente. Por ello, es aconsejable aportar ciertos extras a nuestro cuerpo. Hoy hablamos de colágeno y ácido hialurónico.

¿QUÉ ES EL COLÁGENO?

Cuando hablamos de colágeno, debemos diferenciar su origen natural del hidrolizado. En el primero de los casos hacemos referencia a una proteína producida por el propio cuerpo humano. Tiene como principal función aportar elasticidad, firmeza y conformar la estructura del tejido dérmico.

El colágeno hidrolizado, por su parte, es un tipo de colágeno obtenido del tratamiento químico de un colágeno natural obtenido de determinados animales. Será de este tipo el que consumiremos si tomamos suplementos de colágeno.

Este tipo de colágeno suele extraerse a partir de la gelatinización e hidrólisis del tejido de animales. Los más utilizados con este fin son los obtenidos de los huesos y los cartílagos de vacas, cerdos, bueyes o toros. 

Su consumo puede ayudar a mantener las estructuras de colágeno en condiciones normales, lo que se traduciría en un mantenimiento de la firmeza y elasticidad de los tejidos blandos.

Por ello, es utilizado en complementos para la piel, las uñas o el pelo y las articulaciones.

¿QUÉ ES EL ÁCIDO HIALURÓNICO?

En cuanto al ácido hialurónico o hialuronato, se trata de un compuesto que encontramos en el organismo del ser humano de manera natural. Es un carbohidrato y se encuentra en muchos tejidos y organismos del cuerpo. Así, aunque está presente sobre todo en la piel y en los cartílagos, también podemos hablar de ácido hialurónico en ojos o en líquido sinovial.

La principal característica de esta sustancia es su capacidad para atraer y retener el agua. Esta propiedad lo convierte en un elemento perfecto para mantener la elasticidad de la piel y la movilidad de las articulaciones. 

Pero no solo funciona como sustancia hidratante, sino que las moléculas de ácido hialurónico han probado tener otras cualidades interesantes: al atraer y retener moléculas de agua también arrastra consigo un efecto regenerador del colágeno.

VENTAJAS DE SU CONSUMO CONJUNTO

Como hemos visto, el ácido hialurónico potencia la creación y acción del colágeno. Introducir en nuestra nutrición un aporte simultáneo de ambos elementos ayudará a lograr un efecto mucho más notable. El buen mantenimiento de los tejidos y la elasticidad de los mismos se verán beneficiados al tener una base de hidratación sólida y un aporte sólido de colágeno.

La acción unida de ambos elementos repercutirá en una capa epidérmica más elástica y mejor hidratada

Los beneficios están evidenciados científicamente:

La utilización individual de ambos elementos también proporciona beneficios, aunque los resultados son menos notables.


Información APIDERMIS COSMÉTICA NATURAL.


Mi carrito